Protección COVID en cada envío

¿Cuál es la diferencia entre jugo y zumo?

¿Cuál es la diferencia entre jugo y zumo? es una pregunta que parece fácil de resolver, de hecho parece un poco ocioso el ejercicio de resolverla, pero a decir verdad, cuántas veces  hemos  abierto una página de recetas, sobre todo las dedicadas a recetas para bajar de peso, y leemos "zumo de naranja para quemar calorías" o "jugo de cilantro con tomate para adelgazar de la noche a la mañana". Así que vamos a comprar naranjas fruta y verdura online y empezamos a preparar la receta maravilla, pero a la mitad nos detenemos a pensar si para hacer un zumo requerimos un exprimidor o solo se usa cuando hablamos de jugos, luego pensamos ¿qué es mejor un zumo o un jugo? ¿Hay diferencia? ¿Estoy haciendo bien la receta? Por esto, hoy vamos a hablar de la diferencia entre zumo y jugo, porque  sí que la hay.

Diferencia entre Jugo y Zumo

Para muchos zumo y jugo son lo mismo, de hecho es muy fácil que la gente los use como sinónimo para referirse al liquido de las frutas o hierbas que se obtiene después de exprimirlas, pero la lingüística nos lo pone complicado. Si nos vamos a las definiciones la RAE nos dice que el zumo es el liquido de las hierbas, flores, frutas u otras cosas semejantes que se saca exprimiéndolas o majándolas. Mientras que al jugo lo define como parte provechosa, útil y sustancial de cualquier cosa material o inmaterial.

Así, según la RAE el zumo es lo que se obtiene de algunas frutas, verduras o hierbas después de exprimirlas, mientras que el jugo se puede referir a una parte de la misma fruta, una parte que es provechosa. Sin embargo, la verdad es que el significado también depende mucho de la región de donde se hable, por ejemplo si en España decimos "zumo de granda" y en Perú dicen "jugo de granada" nos estaremos refiriendo en ambos casos a lo mismo, la misma fruta, la misma sustancia y la misma forma de obtenerlo, es decir tanto en España como en Perú a ese mismo liquido le dirán zumo o jugo según sea el caso.

Lo cierto es que en la industria de los alimentos se suele diferenciar a los zumos y los jugos sobre todo cuando hablamos de los concentrados, pues se suele llamar zumo concentrado cuando al zumo natural que se obtiene por exprimir frutas como la naranja se le retira el agua, mientras que se llama jugo concentrado cuando agregamos más agua a la mezcla de varios jugos de frutas. Pero no importa como lo llames, sabes que siempre puedes comprar naranjas fruta y verdura online para preparar tus zumos o jugos.

Jugos y zumos

No importa como los llames, los zumos o los jugos son una excelente manera de consumir frutas y verduras de una forma rápida, sana, nutritiva y no  muy costosa, lo mejor es que en un vaso de zumo puedes estar ingiriendo las vitaminas y demás  nutrientes de varias frutas y verduras sin muchas complicaciones, además tienen un excelente sabor.

Quizá los zumos más famosos, porque todos tomamos uno u otro en el desayuno, son los de frutas cítricas como la naranja, el pomelo o la mandarina, estos son los zumos más fáciles de hacer, pues solo hace falta exprimir algunas piezas, para tener toda la vitamina c de estos frutos. Sin embargo si le tienes miedo a la azúcar de estos jugos, también puedes consumir un poco de jugo con agua, esto se recomienda especialmente para consumir el jugo de limón.

Si te preguntas ¿Para qué sirve el agua con limón? déjame decirte que agregar un poco de jugo de limón a medio vaso de agua es una excelente manera depurar tu cuerpo, además de ser una excelente aliado en la quema de calorías y grasas saturadas como el colesterol, es por eso que muchos nutriologos recomiendan el consumo de esta agua en ayunas cuando se quiere bajar de peso.

Si quieres seguir aprendiendo más sobre qué zumos puedes hacer de manera sencilla y todo los beneficios que tiene para ti, sigue leyendo porque a continuación tenemos para ti los beneficios del zumo de mandarina, del zumo de pomelo  y también vamos a responder de una vez por todas si es tan malo el zumo de naranja como se cree.  

 

Zumo de mandarina

El zumo de mandarina es uno de los zumos más fáciles que puedes hacer pues solo necesitas pasar unas cuentas piezas por un exprimidor, no importa si es eléctrico o manual. Su sabor es mucho más dulce que el zumo de otros cítricos como el de naranja o el pomelo, por eso es una excelente alternativa si no te gustan mucho los sabores ácidos o amargos (como lo es el del pomelo cuando se oxida). También, es una buena idea si juntas un poco de zumo de mandarinas con un poco de zumo de naranja para equilibrar los sabores.

Por su puesto,  el zumo de mandarina tiene muchas cosas que aportarte además de su sabor, pues es rico en vitamina C, y recuerda que esta vitamina es esencial para mantener en forma el sistema inmune, también ayuda a la formación de maza muscular, por eso es excelente para después de entrenar.

Podemos seguir enumerando los beneficios de la mandarina, pero sabías que podemos consumir toda la fruta, pues todas las partes tienen beneficio para nuestra salud, por ejemplo la delgada piel de entre los gajos, que a veces solemos desechar, es una excelente fuente de fibra. Incluso,puedes consumir la cascará en una infusión, tenemos un articulo sobre ¿Para qué sirve el agua de la cáscara de mandarina? en donde comentamos que esta infusión  sirve para regular problemas intestinales, aumentar la saciedad y mejorar el sistema inmune, según investigadores del Instituto de Química Orgánica de Bulgaria, así que de ahora en adelante no vas a querer desperdiciar nada de esta maravillosa fruta

Zumo de pomelo

El siguiente zumo que es súper fácil de hacer es el zumo de pomelo, también solo necesitas un buen exprimidor y en unos segundos tendrás listo un deliciosos zumo para desayunar. La verdad es que se me hace el zumo más sencillo de la lista, creo que esto se debe al enorme tamaño de los pomelos, que casi los puedes exprimir con tu propia mano, solo usando una cuchara para sacar hasta la última gota de jugo, o simplemente lo puedes exprimir con tus manos.

El zumo de pomelo es bien conocido por sus cualidades a la hora de bajar el colesterol, de hecho es tan efectivo para bajar estos niveles que los medicamentos contra el colesterol advierten que no debes tomarlos a la vez que tomas este jugo, pues puedes perder colesterol tan drásticamente que puede causarte algún malestar físico.

A muchas personas no les agrada el sabor del zumo de pomelo, por lo que prefieren no consumirlo, la verdad es que al oxidarse adquiere un sabor un tanto amargo, pero si te paso lo mismo puedes endulzar el zumo usando un poco de miel de abeja o miel de agave, también es buena idea combinarlo con zumos de frutas más dulces como el de mandarina o con el de granada, así tendrás un jugo de un color rojo brillante impresionante.

Zumo de naranja

Nos toca hablar del rey de los zumos, el que está presente en todas las mesas durante el desayuno, nos referimos al zumo de naranja, es uno de los más fáciles de hacer pues solo tienes que usar un exprimidor, su sabor está en el punto medio entre lo dulce y lo ácido, por eso es del gusto de todos los paladares. 

Este zumo también es muy fácil de combinar, de hecho es la base para muchas recetas de zumos dietéticos o curativos, su sabor permite combinarse con un montón más de frutas, verduras u hortalizas, por ejemplo es muy famoso el zumo de naranja con cilantro como un excelente depurativo para el cuerpo, también queda muy bien con el zumo de zanahoria y remolacha, que lo transforman en un zumo lleno de vitaminas, fibra y antioxidantes que casi es una comida completa.

Desafortunadamente hay toda una campaña en contra del consumo de azúcar, y en medio de esta campaña ha quedado el zumo de naranja, por lo que  muchos han dejado de consumir este jugo o por lo menos han reducido su consumo drásticamente. Por esto, si te preguntas ¿Es bueno el zumo de naranja? déjame decirte que sí lo es, pues es una fuente importante de vitamina C, fibra y minerales, por lo que es ideal para rehidratarnos y llenarnos de energía para iniciar nuestro día.

Pero además de esto la vitamina C es una de las vitaminas esenciales para nuestro cuerpo e interviene en varios procesos, uno de ellos es a fortalecer el sistema inmune, por eso es que la suelen recetar cuando estamos enfermos, también ayuda a la creación de nuevos músculos, huesos, nervios y cartílago, así que básicamente nos ayuda a regenerar todo nuestro cuerpo. 

Sobre el contenido elevado de azúcar en el zumo de naranja podemos decir que no lo hay, siempre y cuando se consuma un zumo natural, pues los envasados suelen agregar azúcar extra para intensificar el sabor usando menos fruta, también es importante que dejes  un poco de fibra en el zumo para que puedas deshacerte más rápido de los carbohidratos.

En resumen si dejaste de consumir zumo de naranja por el temor a la azúcar, no te preocupes siempre y cuando sea un zumo natural y con algo de fibra puedes volver a consumirlo, que no aumentará tus niveles de glucosa.

Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados

Carrito
0 artículos